fbpx

Repensando la vivienda (o imaginando la tipología poscovid)

Repensando la vivienda - obranuevaenmalaga

Hemos tenido que vivir una crisis economico-sanitaria mundial para darnos cuenta de la importancia de vivir en un hogar adaptado a nuestras necesidades. Son momentos que suelen dejar en evidencia lo que anteriormente tolerábamos o estimábamos como normal, y hay que reconocer que tenemos muchos frentes abiertos. Este es sólo uno de ellos, y no el más preocupante.

Repensando la vivienda - obranuevaenmalaga

Nunca antes habíamos pasado, involuntariamente, tantas semanas encerrados en nuestras viviendas, convirtiéndose estas en los exclusivos contenedores de todas nuestras actividades diarias. En poco tiempo, casi todo cambió, excepto nuestras casas, que han tenido que amoldarse a nuestra nueva rutina repentinamente introvertida.

De un día para otro el salón tuvo que dar cobijo a un despacho improvisado, de pronto la cocina rebosaba de una inusual y frenética actividad, las habitaciones de los niños se transformaron en aulas individuales, la terraza (o más bien “gimnasio”) llego a tener “lista de reserva” debido a lo solicitada que estaba; en fin, todos tuvimos que aprender a convivir las 24 horas del día y a aceptar algunas concesiones.

Hemos podido apreciar, o rechazar, los “rasgos” y las particularidades de nuestra vivienda. Unas circunstancias dramáticas nos han abierto los ojos a muchos, haciéndonos ver que una vivienda es mucho más que una sencilla suma de dormitorios.

Por todo ello, me ha parecido natural coger el lápiz para esbozar e imaginar la vivienda tipo resultante del “reseteo” actual de nuestras prioridades, tratando de aportar un principio de respuesta a algunas preguntas:

¿Cuáles son los espacios que hemos echado de menos? ¿Cuál sería nuestra vivienda “ideal”? ¿Sería muy distinta a la que tenemos ahora?

Para este ejercicio, que sin querer me he autoimpuesto, opté por ofrecer una propuesta de piso dotado de 3 dormitorios, situación actual de muchas familias en la cual me incluyo, y modelo de vivienda más buscado según idealista. Sin embargo, soy consciente que el hogar español tipo está cambiando: según los últimos datos de la estadística de Proyección de Hogares elaborada por el Instituto Nacional de Estadística (INE), los hogares unipersonales son los que más crecen, al igual que los formados por dos personas que continuarán siendo los más frecuentes en el país. El número de personas por hogar está en constante disminución, el perfil de cliente cambia y la vivienda también.

He centrado mi propuesta en imaginar las nuevas necesidades que pueden haber surgido, tratando de repensar algunos conceptos de la vivienda, focalizándola en el bienestar de los futuros ocupantes. Me gusta siempre recordar que el español es de los pocos idiomas en el que la palabra vivienda tiene como raíz vivir, una singularidad cargada de significado…no lo olvidemos.Repensando la vivienda - obranuevaenmalaga

Como se puede observar en el plano, el espacio de entrada a esta vivienda es un auténtico distribuidor de circulaciones (7,75 m2), un preámbulo a partir del cual se accede a cada una de las zonas. Al entrar tenemos a la izquierda el lavadero y la cocina, a continuación, nos encontramos con el salón. A mano derecha tenemos, dispuestos simétricamente a los anteriormente descritos, los accesos a una pequeña oficina (con terraza) y más adelante descubrimos el pasillo que conduce a los cuartos de baño y dormitorios. Este vestíbulo de entrada se remata con un mueble colocado frontalmente que se suma al que podríamos ubicar a la derecha al entrar, para dejar allí nuestros zapatos antes de pisar la zona limpia de la vivienda.

Lavadero-Cocina

Nada más entrar, podemos acceder al lavadero (3,30 m2) donde, además de una lavadora y secadora, tenemos la posibilidad de limpiarnos las manos, depositar la mascarilla y cambiarnos de ropa, dejando toda la vestimenta “sucia” para lavar y evitando así contaminar la vivienda. Algo que los profesionales del sector sanitario apreciarán y los que somos conscientes de la situación también.

A continuación, accederemos a la cocina (8,50 m2), semiabierta al salón. No soy partidario de las cocinas permanentemente abiertas, prefiriendo dejar (como en este caso) la posibilidad de cerrarla o abrirla mediante una carpintería plegable situada entre la zona de placas y una pequeña mesa de desayuno. La cocina tiene acceso directo al salón y a la terraza, un valor añadido en cualquier vivienda.

Repensando la vivienda - obranuevaenmalaga

Oficina

Creo necesario prever este tipo de estancia. Es intencionalmente independiente, para lograr el adecuado ambiente de trabajo, estar tranquilo, concentrarse, y recibir visitas profesionales sin necesidad de recorrer parte de la vivienda. Un espacio (5,60 m2) en principio previsto para (tele)trabajar, aunque su uso puede ser diverso y flexible llegando a ser, por ejemplo, una sala de juegos para los más pequeños. La estancia tiene acceso exclusivo a una pequeña terraza-gimnasio (4 m2), suficiente para instalar una cinta de correr o una bicicleta estática y que nos ofrezca la posibilidad de realizar nuestro ejercicio físico diario durante todo el año, gracias al cierre exterior mediante cortinas de vidrio.

Dormitorios

El pasillo (3,70 m2), dotado de armario integrado, permite el acceso al baño secundario (4,08 m2), los dormitorios (9,95 m2 cada uno) y al dormitorio principal (15,20 m2) con vestidor y baño en suite (4,76 m2).

Salón

Espacio generoso (27,35 m2), luminoso, con una zona de estar diferenciada y un espacio comedor cercano a la cocina, situado a proximidad de una amplia balconera que da acceso a la terraza.

Terraza

Polivalente y necesaria estancia al aire libre (18,40 m2), dotada de un pequeño, pero ineludible, huerto urbano individual (3,20 m2) en prolongación de la cocina. Son metros cuadrados pensados para disfrutar que tienen que ser aprovechados durante todo el año, por ello es fundamental un cierre mediante cortinas de vidrio.

Este esquema tipológico personal, con 100,20 m2 útiles de superficie cerrada y 22,45 m2 abiertos, es flexible y mejorable, según las preferencias y necesidades de cada uno: cocina totalmente abierta, reducción de superficie integrando el espacio de (tele)trabajo al salón o sencilla adaptación a una distribución con sólo 2 dormitorios.

Una propuesta que no tiene más pretensión que sacar a debate el importante papel que tiene la distribución de una vivienda en la calidad de vida de sus usuarios. Iremos comprobando en los próximos meses si la toma de consciencia del cliente es real y el diseño de las viviendas se verá afectado.

 

José García Ruiz - obranuevaenmalagaAutor: José García Ruiz

Arquitecto coordinador de ejecución en el Estudio Ángel Asenjo y Asociados de Málaga

 

 

Esperamos que os haya sido útil el artículo «Repensando la vivienda (o imaginando la tipología poscovid)«. Recuerda inscribirte en nuestra newsletter para estar informado de todas las novedades de Obra Nueva en Málaga y noticias relacionadas con el mundo inmobiliario. Quiero inscribirme ahora

Igualmente síguenos en Facebook e Instagram para tener información diaria sobre las Promociones en comercialización y noticias de interés.

0 Comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de e.mail no será publicada

dos × 4 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies